La ONU alerta sobre el aumento de los desplazamientos en la República Democrática del Congo

Desde el 2015, el número de desplazados internos en la República Democrática del Congo se ha duplicado hasta alcanzar los 3,9 millones, informó este martes la agencia de la ONU para los refugiados (ACNUR).

Las provincias de Tanganica, de los Kivus y de Kasai cuentan cada una con más de medio-millón de personas desplazadas.

“Tememos que el desplazamiento en el país siga creciendo, debido a las actividades de las milicias y la violencia causada por conflictos étnicos y políticos”, dijo este martes a la prensa Adrian Edwards, el portavoz del ACNUR en Ginebra.

El flujo masivo de personas representa un riesgo importante para la salud, ya que los desplazados carecen de alimentos, agua y albergue.

ACNUR informó de que más de 700.000 personas que huyeron de la violencia en Kasai en 2016 han regresado. Muchos han encontrado sus hogares en ruina y a sus familiares muertos o desaparecidos. La agencia está coordinando actividades de protección para los desplazados y los retornados en la provincia, y distribuyendo artículos de primera necesidad.

Por su parte, el Programa Mundial de Alimentos (PMA) ha clasificado la región de los Kasais como una emergencia de nivel 3, el más alto. “En algunas de las comunidades más afectadas, 9 de cada 10 personas padecen hambre y una de cada dos de manera muy severa”, informó Bettina Luescher, la portavoz del PMA.

“Pese a la gravedad de la situación, la crisis humanitaria en Kasai ha recibido muy poca atención”, lamentó Luescher.

El PMA requiere 27 millones de dólares para asegurar la provisión de alimentos hasta finales de diciembre y 135 millones para responder a las necesidades hasta mediados de 2018.

Además, cerca de 100.000 congoleses se han refugiado en países vecinos en el último año. Más de 5.400 personas permanecen en el centro de tránsito de Kenani, en Zambia, donde reciben ayuda de las autoridades, ACNUR y socios humanitarios.

Según la agencia, se necesitan 236,2 millones de dólares para proporcionar ayuda a los refugiados, desplazados internos y otros grupos vulnerables en la República Democrática del Congo. Hasta la fecha solo una quinta parte ha sido recibida.
Fnt.-ONU

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*